Tendencias

Youtuber, una profesión en auge

¿Sabías que Youtube será una de las redes sociales que más crecerán este 2014? ¿Sabías que ya hay gente que vive de tener un canal en esta plataforma audiovisual que pertenece a Google? ¿Y gente que incluso es millonaria gracias a su canal?

Ser Youtuber ya es una profesión. Hoy en día, tener un canal en esta plataforma audiovisual se puede convertir en una auténtica fuente de ingresos. Realizando una pequeña inversión inicial -una webcam y un buen micrófono-, cualquier persona puede fabricar un vídeo de calidad -o que no la tenga pero que arrase en visitas-. Son los llamados Youtubers: personas que, sin ni siquiera salir de su habitación, consiguen ganar dinero gracias a su canal. Pero no es oro todo lo que reluce: la mayoría dedican muchas horas diarias a esta práctica, ya que se puede llegar mediante un golpe de suerte o por una conjunción de factores, pero mantenerse es extremadamente complicado. La competencia cada vez es mayor y los espectadores, cada vez más exigentes. Muchos de ellos, incluso, comienzan a criticar al dueño del canal en cuanto atisban el mínimo rastro de publicidad disfrazada de contenido.

Los tutoriales de belleza en Youtube

Por mi trabajo sé que hay personas que dedican horas y horas a grabar vídeos en los que salen determinados productos. Son los llamados tutoriales de belleza. A veces, incluso, es algo que ya muchos han definido como la publicidad del siglo XXI: encubierta y en Youtube. De esta forma, las marcas se aseguran que los cientos de miles de seguidores de los Youtubers verán un vídeo en el que salen sus barras de labios, sus esmaltes de uñas o sus cremas de rostro.

Las Youtubers -como es lógico, en el ámbito beauty, todas son mujeres- ya son un apoyo importante para las marcas a la hora de comunicar y publicitar sus productos. Es una especie de intercambio muy útil para ambos bandos: para las gurús de la belleza en Internet, porque llenan de contenido sus canales, van a viajes o eventos y para las multinacionales de la belleza, porque consiguen llegar a un público muy joven, específico y ya filtrado.

¿Adiós bloggers, hola Youtubers?

Es a partir de un número de seguidores -suscriptores, que es el nombre que reciben en Youtube-, cuando la persona en cuestión comienza a ganar dinero, avalada por sus fans. Lo mismo ocurre con la sectores como la moda o la tecnología, pero generalmente en cantidades mucho más elevadas que en la belleza. Fuera de nuestras fronteras encontramos un ejemplo de este fenómeno en la californiana Bethany Mota, que según contaba hace unos días la revista SModa, con solo 18 años tiene más seguidores en su canal -casi 5 millones y medio- que Lady Gaga. Y el dato más jugoso: una publicación americana ha estimado que la joven Youtuber gana al mes unos 29.300 euros, solo teniendo en cuenta la publicidad de su canal de Youtube. Cada uno de sus vídeos -sobre Cómo peinarse para ir al instituto o enseñando cómo decora su habitación- tienen varios millones de reproducciones.

Pero hay decenas de ejemplos: la norteamericana Jenna Marbles tiene casi 13 millones de suscriptores y más de mil millones de vídeos vistos -su vídeo Cómo engañar a la gente para que piense que eres guapa ha sido visto más de 53 millones de veces-. Atención al antes y el después en este vídeo, cual famosa antes de ser maquillada y peinada. Puede que a los hombres les haga replantearse muchas cosas…

La mexicana y jovencísima Yuya tiene 6 millones de suscriptores en su canal, dedicado a  los tutoriales de belleza, moda y decoración. Llama la atención su desparpajo y su labia, fabricada a golpe de cámara. Aviso a navegantes: probablemente después de ver uno de sus vídeos tengas que tomarte un Trankimazin.

Y rizando el rizo, ya hay hasta vídeos de gente anónima titulados: “Cuánto gana Yuya en Youtube”. Todo un universo paralelo.

Lo que desde hace años sucede con los bloggers, aquellas personas que tienen un blog de una temática concreta (moda, belleza, tecnología, restaurantes…) y que cobran por cada post, ahora ocurre con los Youtubers. El dinero les viene por dos vías: por parte del propio Youtube -que pone publicidad en los canales que considera más interesantes- y por parte de las marcas. Por eso, si alguien tiene una gran cantidad de suscriptores y de visualizaciones en su canal de Youtube, es posible que lo que ha empezado como una afición se transforme en una forma de vida.

La clave del éxito del Youtuber

Espontaneidad, frescura o sinceridad es lo que arrasa en los canales de Youtube, aunque no hay una fórmula mágica. Cada ámbito es un universo diferente. En belleza, por ejemplo, hay dos corrientes: las Youtubers totalmente profesionales, que cuidan al máximo todos los detalles, como la iluminación, el encuadre, el vestuario, las palabras o la estética y por otro lado, aquellas más espontáneas, que aún conservan toda la sinceridad -nunca sabremos si real o comprada- y que dedican menos tiempo a cada vídeo. Al final, lo que buscan todas y lo que los Youtubespectadores reclaman es lo mismo: empatía. Quieren sentirse identificados con esa persona que les explica cómo maquillarse en 5 minutos, cómo arreglarse para la primera cita o cómo usar el último producto que ha salido al mercado.

Youtube es ya un gran medio de comunicación y de publicidad masiva, una red social y un catálogo virtual inmenso donde encontrar vídeos que responden a todas nuestras dudas o inquietudes, grabados por personas como tú y como yo, que deciden democratizar las cosas más variopintas. Si tienes una duda, Youtube te la resolverá. Busca, visualiza, compara y quédate con lo mejor: a mí me convence esta nueva forma de humanizar los contenidos, de grabar episodios de la vida real. ¿Y a ti?

Anuncios
Estándar

10 thoughts on “Youtuber, una profesión en auge

    • ¡Gracias por comentar, Natalia! 🙂 Sí, aunque también hay que contrastar fuentes, como en el periodismo, ya sabes. Porque no todo el mundo que habla sabe de lo que habla 😉

  1. CaballeroCreativo dice:

    Me parece flipante. Sí, tu post también. Pero decía lo de llegar a ganar tanta pasta haciendo vídeos de cómo maquillarse o con los mejores secretos para resaltar más los pómulos. Está claro que hay gente que nace con estrella…

  2. Estoy de acuerdo contigo Marina. Creo que es una forma que nos ayuda a acercarnos y sentirnos identificadas con esa persona,en nuestros problemas o dudas de nuestro día a día. Pero si que es verdad que no todo el mundo vale para ello 😉 Buen post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s